martes, 30 de mayo de 2017

El principio, Jérôme Ferrari


Año: 2016
Editorial: Literatura Random House
Páginas: 120
Traducción: Joan Riambau Moller
Valoración: 📚📚📚


Jérôme Ferrari es un autor de culto que, cuando intenta escribir una novela sin altas pretensiones, en el momento en que su vena intelectual aflora y queda de manifiesto, le sale un Premio Goncourt como El sermón sobre la caída de Roma.

Si entramos a valorar la idea inicial con la que Jérome Ferrari escribe sus libros, centrándonos únicamente en las novelas que tiene traducidas a nuestro idioma, vemos que las otras, tanto Donde dejé mi alma como El principio –la que me atañe en este comentario–, son de más alto vuelo, y, sin embargo, quedarán a la sombra de «su sermón».

En El principio, Jérôme Ferrari ficciona a un estudiante de filosofía de los años 90, que se siente intrigado por la vida del ilustre físico Werner Heisenberg. El Premio Nobel de 1932 enunció El principio de incertidumbre, y eso ha servido a Ferrari como recurso para titular la novela.

Tal vez lo más sorprendente que encontramos en este nuevo atraque de Jérôme Ferrari en nuestro país, sea la narrativa novedosa que presenta con respecto a sus anteriores novelas. El escritor galo deja a un lado la narración clásica continua que venía empleando, y se atreve con la siempre asombrosa segunda persona en esos capítulos en el que el estudiante sin nombre se dirige al físico.

Además, el alto vuelo no acaba aquí, y para los amantes no ya solo de la literatura, sino también de la trama, cabe recordar, y en ello ahonda bien Ferrari, que la vida de Werner Heisenberg, del bando alemán, estuvo marcada por la II Guerra Mundial, y como destacado físico de su tiempo, compitió en esa carrera germano-americana por dar antes que nadie con la bomba atómica.

En cuanto a mí, no voy a reprimir mis sentimientos, y remarco en este párrafo final que, la novela de Jérôme Ferrari que más me ha gustado ha sido El sermón sobre la caída de Roma, pero es toda una fortuna que un autor de su talla escriba sobre el Premio Nobel de Física Werner Heisenberg.


Jesús Rojas

No hay comentarios:

Publicar un comentario